Las soluciones a los problemas de la migración - Expediente Político.Mx

Reciente

Responsive Ads Here

Post Top Ad

Responsive Ads Here

jueves, 27 de enero de 2022

Las soluciones a los problemas de la migración

 


Por José Dionicio Vázquez Vázquez, profesor investigador de El Colegio de Tlaxcala


Existe una contradicción en el tema de la migración de Centroamérica y de México hacia los Estados Unidos. Mientras que el número de artículos en revistas especializadas, noticias y datos que analizan a diestra y siniestra el fenómeno, crece día con día (casi 30 millones de resultados se ve en Google a la fecha); las alternativas o el diseño de un plan integral de parte de los gobiernos involucrados, se ven reducidos a un pragmatismo que sólo le es beneficioso a uno: los Estados Unidos. La decisión de volver poner en marcha el programa “Quédate en México” desde agosto de 2021—para los Estados Unidos, Protocolo de Protección al Migrante (MPP)—, da cuenta de una serie de desencuentros con la realidad de este “programa” eufemístico. 


Luego de que una resolución judicial del gobierno de Biden ordenara su reinicio (el juez de distrito en Texas, Matthew Kacsmaryk), aún quedan varios cabos sueltos que ninguno de los dos países quiere atar: cuando se sabe que México no cuenta con un plan integral, adolece de una infraestructura para la salud, vivienda, alimentación que de cobijo a miles de refugiados que solicitan asilo en los Estados Unidos; más el peligro latente del narcotráfico que abarca grupos delictivos que se dedican desde la trata de personas con fines de explotación sexual, hasta los secuestros exprés; desde el sur al norte del país, con saldo siempre negativo para los migrantes.


Mientras tanto, se dice: “México ha decidido que, por razones humanitarias y de manera temporal, no retornará a sus países de origen a ciertos migrantes que tengan una cita para aparecer ante un juez migratorio en EU para solicitar asilo” (Gobernación, 03/12/21). Por su parte, los migrantes esperan de este lado que “alguien” resuelva las carencias de apoyo jurídico, con “cita” acordada, trámites burocráticos insanos, para contar con la certeza que algún día cumplirán sus metas del otro lado. “Según el mandato judicial, en las fronteras de California con Baja California y de Texas con Tamaulipas serán reactivados los trámites migratorios y tendrán 22 jueces dedicados exclusivamente, para atender esos temas” (Gobernación, 03/12/21). La duración del trámite según los vecinos y Gobernación de México será de seis meses.

Ante este aparente callejón sin salida, se requiere de:

  • Considerar la participación (sociopolítica, económico) del migrante (sobre todo, sin documentos) como un elemento cultural. O sea, brindarle un espacio real a los derechos y deberes y a las necesidades socioeconómicas con el objetivo compartido de un desarrollo eco-equitativo (López-Pozos y Lazzari, 2019:137-138). Es decir, pasar de los hechos (intereses) económicos a su transformación de los hechos culturales, a la par de la evolución de la ley (en los derechos y deberes).

  • Evitar negar la multiplicidad, la conflictividad y la naturaleza contradictoria, para su transformación, gestionándolos como recursos (ibídem, 138).

  • Respeto de acuerdos en la gestión de flujos de migrantes sin documentos, dado que tanto en América (EE.UU, México) como en Europa (UE) no se respetan. Más bien, los países dominantes disfrazan su xenofobia mostrando “incapacidad o incompetencia” en la solución de la migración, creando países “patios traseros” como México, Grecia, Italia y España, y se abocan a manejar a los migrantes con fines electorales o justificación de sus males.

  • Para México se requiere “1) someter a la criminalidad que hoy nos agobia y así despresurizar el tema; 2) aceptar realidades que hemos disfrazado por décadas, estableciendo una amplia política de Estado que adecue los recursos legales, humanos y de estructura física que haga frente a un conflicto que llegó para quedarse (Carrillo, 2022).

  • Regularizar -mediante un plan integral- a los migrantes sin documentos que deseen quedarse en México o Europa e insertarlos donde exista carencia de recursos humanos, por regiones y grupos de pequeñas dimensiones de migrantes para hacer manejables los costos.

  • Sensibilización recíproca, migrantes-nativo, nativos-migrantes en el respeto a la diversidad cultural; un derecho humano universal que trascienda la historia, el espacio (más allá del territorio), experiencias cotidianas, particulares o legales, la intolerancia, el falso nacionalismo. En otras palabras, es el respeto al Otro; concepto tan ajado, gastado, usado, rozado, viejo, deslucido, que ahora se ocupa para manipular o ideologizar a lo oriundos pobres y/o migrantes

“La solución a la migración no está en la frontera de Estados Unidos”, decía en entrevista Amy Pope, directora adjunta de la OIM y asesora de Biden en materia migratoria hasta marzo de este año. “México no puede responder solo, EE. UU., no puede responder solo”, agregaba, “los Gobiernos de la región tienen que encontrar soluciones colectivas”. La inercia de las respuestas a la crisis, sin embargo, parece ir en dirección contraria (Camhaji, 2021).

A fin de cuentas, Europa y América del Norte “[…] explotan las soberanías, las hipocresías políticas, y en la que el problema de las minorías, y no sólo las étnicas, se plantea con urgencia cada vez más aguda. Será sobre esos desafíos que […] tendrán que enfrentar si queremos construir un espacio socioculturalmente integrado, abierto y socioeconómicamente solidario” (López-Pozos y Lazzari, 2019). Puede ser que —utópicamente—, en un futuro, al indagar los hechos migratorios podamos extraer información sobre los motivos de migración que sean ya no motivaciones económicas, sino: conocer otras personas, otras religiones, danzas, idiomas, arte, música… en síntesis otras culturas.


Fuentes: Carrillo Olea Jorge (2022) Migrantes. El callejón sí tiene salida, La Jornada del 24 de diciembre de 2021./ Elías Camhaji, El programa ‘Quédate en México’ regresa en medio de máximos históricos de detenciones y solicitudes de asilo en el país, El País, https://elpais.com/mexico/2021-12-04/ consulta del 04 de enero de 2022./ López-Pozos Cecilia (†), Francesco Lazzari (2019) Los descalzados de la tierra: ni de aquí ni de allá. Universidad Autónoma de Tlaxcala, 2019.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Post Bottom Ad

Responsive Ads Here